Página 21 - MI LIBRO DE TEATRO

Versión de HTML Básico

22
N
ARRADOR
:
En eso, se acercó la bellísima princesa del Reino
de Aquél.
Se acerca la princesa proveniente del otro sentido y se cruza con
los ancianos, que le hacen una reverencia al verla y luego desaparecen.
Va acompañada de dos damas, y un paje pequeñín de tamaño.
P
RINCESA
:
(Con voz alegre y simpática.)
¡Hala, esta roca
tan grande cierra el paso al Reino del Este!
D
AMA
1
:
¿Qué haremos ahora, señora? El rey del Este
os espera para conoceros, ya que os ha
propuesto matrimonio.
D
AMA
2
:
¡Pobre rey, nadie podrá llegar hasta su reino,
con lo solitario que está desde que murió la reina!
N
ARRADOR
:
El paje se acercó a la roca.
P
AJE
:
Será mejor que despeje el camino, señora.
(Da la
vuelta a la roca, estudiando la manera de moverla.)
P
RINCESA
:
Deja, deja, que podemos pasar por este lado.
Tú eres muy pequeño para hacer fuerza.
P
AJE
:
Si esperáis un momento, os lo despejaré y así ya
quedará el camino libre para quien necesite pasar
tras nosotros.
(Sale corriendo de escena y se va
por donde han salido los ancianos.)
¡Eh, esperen,
por favor!
N
ARRADOR
:
El paje corrió hasta los dos ancianos que se
hallaban más adelante.
El paje vuelve con el bastón de uno de los ancianos.
P
AJE
:
(Utiliza el bastón como palanca. Hace mucha
fuerza y consigue mover la roca.)
Ya podéis
pasar, señoras.
(Mira donde antes se hallaba
la piedra.)
¡Hala! ¿Qué es esto? ¡Una bolsa de oro!